Pilar Chaparro Volver

Llegué al Ciudadela para realizar los talleres para padres, y así conocí los valores y espíritu del colegio. Me entusiasmó mucho, además, los comprometido que está el equipo en el logro de los objetivos, como que los alumnos estén felices de pertenecer a la comunidad.

Montessori lo estoy conociendo y cada vez me hace más sentido que los niños desde sus primeros años potencien su autonomía y creatividad. Que vayan descubriendo, a través de sus intereses, donde están sus habilidades y sus mayores recursos y todo esto dentro de una estructura que aporta seguridad a su desarrollo integral.